Podcasts

Cartas del diablo a su sobrino

Cartas del diablo a su sobrino, es un libro escrito por C. S. Lewis, en el que se encuentran una serie de cartas de un viejo demonio a su sobrino principiante, donde le va dando consejos para poder realizar su misión.

Cartas del diablo a su sobrino: Carta 13

En este capítulo de «Cartas del diablo a su sobrino», el viejo diablo Escrutopo, echa en cara a su sobrino que «su paciente» se le está yendo de las manos, que está teniendo una segunda conversión al cristianismo más profunda que la primera. Orugario ha cometido el error de permitir que el humano hiciese cosas en las que realmente disfrutaba.

 

Cartas del diablo a su sobrino: Carta 12

En este capítulo de «Cartas del diablo a su sobrino», Escrutopo piensa que es peligroso que su sobrino quiera ir tan rápido: su «paciente» puede darse cuenta de que está siendo alejado del «Enemigo». Tiene que conseguir que, de momento, conserve externamente los hábitos de un cristiano, para que ni sienta que está pecando, ni se arrepienta.

 

Cartas del diablo a su sobrino: Carta 11

En este capítulo de «Cartas del diablo a su sobrino», Escrutopo explica a su sobrino que la risa en sí no significa nada. Él distingue cuatro tipos de risa: la alegría, la diversión, el chiste y la ligereza. La primera es la que debe evitarse con todas las fuerzas, por tratarse de una virtud. La que hay que buscar es la ligereza, ya que se trata de la mejor «coraza» contra el «Enemigo», es decir, contra Dios.

 

Cartas del diablo a su sobrino: Carta 10

En este capítulo de «Cartas del diablo a su sobrino», el «sabio» diablo Escrutopo refiere a su joven sobrino, Orugario, que tiene un plan para hacer que su «paciente» se aleje del «Enemigo». Consiste en aprovechar esas nuevas amistades de su paciente, ya que tienen las cualidades perfectas para distraerle de la religión. Debe hacerlo sin que él se dé cuenta de que está frente a una nueva tentación.

 

Cartas del diablo a su sobrino: Carta 9

 En este capítulo de «Cartas del diablo a su sobrino», el viejo demonio Escrutopo explica a su sobrino que, para alejar a «su paciente» del «Enemigo», debe «jugar» con sus estados de ánimo. Hay que tener en cuenta si es un hombre de tipo depresivo o esperanzado, ya que la forma de actuar será en cada caso distinta.

 

Cartas del diablo a su sobrino: Carta 8

En esta «Carta del diablo a su sobrino», Orugario cree haber logrado que su «paciente» abandone la religión. Su tío, el viejo diablo Escrutopo, le advierte sobre la «Ley de Ondulación» que se da en los seres humanos y que genera continuos cambios en el hombre. A causa de esta ley, los diablos no pueden bajar nunca la guardia y deben tentar constantemente a los humanos.

 

Cartas del diablo a su sobrino: Carta 7

En este capítulo de «Cartas del diablo a su sobrino», de C. S. Lewis, el diablo Escrutopo responde a Orugario explicándole que debe esconderse de su «paciente», para que no sospeche que existe. Le aconseja también que descubra si su hombre es pacifista o patriota, y que tiene que conseguir que haga de esto su religión.

 

Cartas del diablo a su sobrino: Carta 6

En este capítulo de «Cartas del diablo a su sobrino», de C. S. Lewis, Escrutopo aconseja a su sobrino que haga que su «paciente» se concentre en sus miedos, que los vea como sus cruces. Le advierte que el alma de su paciente va a experimentar malicia y benevolencia al mismo tiempo, y que lo mejor es dirigir la malicia hacia las personas cercanas, y la benevolencia hacia las personas lejanas que no conoce.

 

Cartas del diablo a su sobrino: Carta 5

En este capítulo de «Cartas del diablo a su sobrino», de C. S. Lewis, Orugario le comunica a su tío que ha comenzado una nueva guerra en Europa. Su tío le advierte que no se distraiga, porque la guerra puede tener consecuencias «buenas» —diabólicamente hablando—, por un aumento de la maldad y una disminución de la castidad; pero también «malas», ya que muchas personas crecen en devoción hacia el Enemigo (Dios).

 

 

Video on Demand

StaJuana

Fernando

¿Cómo puedo ayudar?

Gracias a la generosidad de nuestros bienhechores, hemos podido seguir hasta ahora. Pero las exigencias van siempre en aumento y con frecuencia surgen gastos imprevistos, como reparaciones, adquisición de nuevas máquinas, etc.
Más información aquí.

Colaboramos con:

proclericis          ewtn
CultuDivino           ain

Newsletter